Un descubrimiento escalofriante.

29 noviembre, 1998

Un descubrimiento escalofriante. (29-11-1998)

En su edición del miércoles 11 de noviembre, las páginas de ALERTA se hacían eco del descubrimiento de una red impresionante de galerías subterráneas que hasta la fecha había permanecido oculta e ignorada en algún lugar del macizo montañoso, compartido por Burgos y por Cantabria, al que se conoce o se ha conocido con los nombres de Montes de Luna o de Estella, Montes de Somo, Lombo de Pas o de Paz y Sierra de Balbanuz (este último corrompido hoy en el disparatado Sierra del Polvo)… sumar el nombre de Montañas de Burgos que se aplicaría más tarde, genéricamente, a toda la región oriental cántabra… muy importante ha tenido que ser cierta montaña de la región cántabra, para que toda ella haya acabado respondiendo a esta denominación…

Montaña fue el nombre del macizo al que las viejas tradiciones históricas y populares postulaban como primer lugar poblado por el ser humano. Léase de la primera montaña sacralizada por el matriarcado y a la que se rendía culto como matriz de nuestra especie…

Mi primera respuesta a este último interrogante se llamó Peña Sagra. Cuatro años después rectifiqué y me decanté por su vecina Peña Labra. Aunque en seguida caí en la cuenta de que la clave del enigma se encontraba algo más al Este… Fue entonces cuando sopesé la posibilidad de que la cuna hubiera estado más al sur: tal vez en la Sierra de Adamanda, Cogolla o Ezkaray… Al final y ya a caballo de 1994 y 1995, hice diana por fin y comprendí que la primera Montaña había sido la de Luna, Somo o Pas… La primera montaña poblada por el hombre estaba virtualmente horadada

Los descubridores del mundo subterráneo de los Montes de Somo o Pas se han quedado estupefactos al encontrarse, de momento, con una galería lineal de 15 kms. de longitud, de la que se desprenden medio centenar de galerías laterales cuya extensión se desconoce pero que se adivina importante. Y encima, a menos de 200 metros del acceso otra galería similar… los espeleológos que han efectuado este hallazgo, sin ser conscientes de ello, han ido a dar con una impresionante urbe subterránea que, como ellos mismos ya intuyen, debe estar repleta de restos arkeológicos…

A %d blogueros les gusta esto: